ESENDOM

Cultura y conciencia

Las Leyendas de la bachata Edilio Paredes y Leonardo Paniagua en SOB’s

ESENDOM

Escrito por: Emmanuel Espinal

11 de marzo 2013

SoHo, Nueva York – En una noche calida la cuidad empieza a calmarse del comienzo de la semana y el corre corre de la hora pico se detiene paulatinamente. Son las 7pm y entramos a SOB o Sounds of Brazil (Sonidos de Brazil), un restaurante y club nocturno que le da cabida a diversos géneros de música del mundo. Simultáneamente pasamos de la noche y los ruidos de la ciudad al las sombras a media luz y el ritmo pausado de la bachata “Si supieras” de Raulín Rodríguez en el club. Unas cuantas personas interactuando en espera. Aromas de licor invadiendo el ambiente, diluyendo el estrés de un día laboral e invitando a socializar.

Poco a poco llega más gente mientras DJ José Mercado sigue poniendo bachatas clásicas como “La parcela” de Antony Santos y “Solo por ella” de Raulín Rodríguez. Benjamín, Edilio Paredes y los músicos hacen su primera aparición y suben a tarima para preparar el sonido. El ambiente musical cambia de las clásicas a bachatas modernas en “La diabla” de Romeo Santos y “Stand by me” de Prince Royce. Ya hay una buena cantidad de gente para proceder con el itinerario de la noche. Son las 7:40 pm y Joe de Piel Canela, una escuela de baile, sube al escenario e invita a los presentes a pasar hacia delante para una breve instrucción de baile de pasos iniciales de bachata. Los entusiastas presentes, una mezcla mayormente de europeos y asiáticos, pasan y comienza la clase de baile.

Después de calentar los motores y el sudor ruboriza los rostros por la intensa instrucción de baile sigue la música y el baile en la pista. De las bocinas suena “La noche” de Yoskar Sarante, “Fabula de amor” de Elvis Martínez e incluso “Piensa en mi” de Júnior y Jorge rellenando el tiempo de espera de la presentación estelar de la noche. A las 9pm Edilio Paredes y los músicos de la noche suben a tarima entonando la apertura del show y la entrada de Leonardo Paniagua. De la voz inconfundible de Paniagua vibraron las líricas y de los dedos del inmortal Edilio Paredes armonizaron clásicos de la bachata como “Chiquitita”, “Ella se llamaba Marta” y “Si ardiera la ciudad”. Paredes y Paniagua dieron un espectáculo solo posible por estas dos leyendas vivas que son inmortales en el género de mayor arrastre, la bachata. La noche finalizo con una intérprete e exponente femenina, Andre Veloz, que busca abrir camino en el género de la bachata con Aridia Ventura como su influencia.

Definitivamente el espectáculo de Las Leyendas de la Bachata de parte de Paredes y Paniagua fue todo un éxito. Los éxitos interpretados lograron invocar nostalgia y demostraron que debemos exaltar a los pioneros de una música de la cual el mundo entero se ha logrado enamorar y que nosotros podemos orgullosamente decir que es nuestra por herencia.